La música de luto: ellos murieron en 2017

Chester Bennington
Foto: Instagram
2017 está a nada de terminar, fueron 365 días de emociones encontradas y sucesos que marcaron la historia de la música. En Telehit recordamos a las estrellas mundiales de la música que nos dijeron adiós este año dejándonos sus rolas como legado.

Por: Armando Guadarrama.

Loalwa Braz

En los 90 se puso de moda un ‘baile prohibido’, la sociedad y las buenas conciencias se escandalizaron por los movimientos sensuales y las letras sugerentes de un ritmo que estaba sonando en todas las fiestas y estaciones de radio. ¿Te suena familiar? Antes que el reggaetón y el perreo intenso existió la Lambada, y fue Loalwa Braz junto al grupo Kaoma quien popularizó el ritmo, desde Brasil para el mundo.

Años pasaron, surgieron nuevas modas musicales, pero el precedente quedó ahí, en nuestro inconsciente colectivo. Pero fue a principios de año que la cantante de este tema volvió a ser noticia, aunque no de la mejor manera: se dio a conocer que tuvo una muerte violenta el 19 de enero, cuando fue encontrada calcinada en la cajuela de su coche, aunque su deceso sigue siendo un misterio y hay quien asegura una venganza personal, la versión oficial indica que el móvil de tan cruel asesinato fue simplemente el robo.

Chuck Berry

Considerado como un pionero que contribuyó a la transición del rythm & blues al rock & roll, allá por los años 50 y 60, revolucionó el sonido de la época enloqueciendo a los jóvenes con un nuevo y desenfrenado ritmo, distinto a lo que sonaba por todos lados y sentando las bases musicales para generaciones posteriores.

Además, su música trascendió a la barrera del color de piel, lo que fue un verdadero obstáculo para muchos artistas negros. Inspiró a íconos como The Beatles, The Rolling Stones, Led Zepellin y AC/DC, por mencionar sólo algunos, tal es así que en 1972, John Lennon dijo ‘Si tienes que darle otro nombre al rock & roll, podrías llamarlo Chuck Berry’.

Estuvo en la cárcel un par de veces y fue procesado por posesión de marihuana, ¡también inauguró el estilo de vida rockstar! Guitarrista, intérprete, compositor y creador del ‘paso del pato’, el estadounidense Charles Edward Anderson Berry cerró los ojos el 18 de marzo a los 90 años a causa de un paro cardiorrespiratorio refrendando su estatus de leyenda y dejando para la posteridad temas como ‘Roll Over Beethoven’ o ‘Too Much Monkey Business’. Un clasicazo de todos los tiempos.

Robert Miles

El 9 de mayo la escena electrónica se vistió de luto pues Robert Miles, el pianista de formación y DJ ítalo-suizo detrás del clásico noventero ‘Children’ que todos los clubes del mundo programaron -y que seguro tú también tienes entre tu colección de ‘los mejores temas dance’- dio su último suspiro.

Fue considerado el ‘rey del Trance’ aunque su onda y experimentación con las secuencias y los sintetizadores también incluía Ambient y Techno y nos dijo adiós a los 47 años en Ibiza, bastión de la escena nocturna donde creó la estación de radio online OpenLab, tras luchar durante nueve meses contra un cáncer metastásico en fase 4. ¡Auch! Seguro está ecualizando la fiesta en el más allá del electro.

Chris Cornell

También en mayo, el día 18, otra muerte impactó a la escena musical. Esta vez fue Chris Cornell quien decidió quitarse la vida. Este pionero del Grunge –considerado por la crítica como el último gran subgénero del rock alternativo y un movimiento contracultural- se despidió de este mundo cruel a los 52 años después de tocar en Detroit, en plena gira de reencuentro con Soundgarden, banda que formó en Seattle, en 1984. Su cuerpo fue encontrado colgado de una soga en la habitación de su hotel, luego de dar un energético concierto, donde fue ovacionado por miles de fans.

También lo recordamos más recientemente por las rolas de Audioslave –con quienes pasó a la historia por participar en el primer concierto al aire libre de una banda estadounidense en Cuba- y por la superbanda Temple of the Dog. Como estereotipo del rockstar, su adicción a las drogas duras combinada con un estado de ánimo permanentemente ansioso y depresivo fueron los fantasmas que lo persiguieron toda su vida. Damn, dude!

Chester Bennington

El 20 de julio fue el último día en la vida del vocalista de Linkin Park a sus 41 años. Después de luchar por años contra la ansiedad y su adicción a la heroína, Chester fue encontrado sin vida y colgado de la puerta en una residencia cercana a Los Angeles.

Si nos clavamos en sus letras, notaremos que siempre fueron un llamado de auxilio, gritaban su incapacidad de resarcir un grave daño y de cerrar las heridas del corazón, todo un ídolo del rock incapaz de soportar el peso de la realidad, pues como él mismo declaraba en sus entrevistas fue niño abusado sexualmente, hecho que lo marcó para siempre.

Las rolas de Linkin Park irrumpieron en el 2000 junto a la oleada Nu Metal y de inmediato se convirtieron en himnos generacionales, un género emergente en plena era de la expansión de la tecnología, mezclando rap con texturas electrónicas, hip-hop y letras desesperanzadoras.

‘Los Linkin’ se distinguieron por ser una de las primeras bandas de rap-metal electrónico en tener un DJ como parte de la alineación. Los últimos años, Chester fue muy amigo de Chris Cornell, quien también se ahorcó unas pocas semanas atrás, lo cual nos da una pista de su propia muerte -quizá inspirada por la de su también atormentado amigo-. Chester dejó seis hijos de dos matrimonios, pero ni siquiera ellos le animaron a seguir adelante en la vida. ¡Ánimo, banda!

Tom Petty

La leyenda del hard rock estadounidense y estandarte del movimiento Heartland rock, que lideró junto a artistas como Bruce Springsteen y Bob Seger, sufrió un paro cardiaco el 2 de octubre a los 66 años en Malibú California, para luego ser trasladado a un hospital en Los Angeles, donde finalmente murió rodeado de sus familiares y compañeros de banda.

Al momento de morir, Tom estaba a una semana de haber terminado una gira que conmemoró los 40 años de su banda The Heartbreakers. Su último mensaje en Twitter fue ‘Thanks to everyone for supporting us for the last 40 years! Without YOU, there’d be no US! #TPHB40’ Tan creepy como legendario, ¿no? Adiós a un grande.

Lil Peep

El 21 de octubre fue encontrado sin vida en su autobús de gira, que lo transportaba a Tucson, Arizona, donde ya tenía programado un concierto.

Esta joven -y acelerada- promesa de la música urbana se fue de este mundo a los 21 años, apenitas cumplida la mayoría de edad.

Lil Peep, cuyo verdadero nombre era Gustav Åhr tenía un look alternativo y decadente y un ecléctico estilo, mezcla de Rap, Hip-Hop y Emo, y, según los expertos del mundo del rap, poseía una promisoria carrera por delante tras haber emergido desde lo más profundo de la Internet, ya que se había hecho de followers y fans en muy poco tiempo, consiguiendo millones de reproducciones de sus temas que colgaba en YouTube desde 2014.

Desde Nueva York lanzaba al mundo sus explosivas canciones que hablaban del suicidio y el uso de drogas. En su tema ‘The Way I See Things’ de 2015 ya cantaba ‘Tengo la sensación de que no voy a estar aquí para el próximo año’, lo que podemos tomar como un anuncio premonitorio.

‘Cuando muera, me amarás’ fue el mensaje que dejó en su cuenta de Instagram un día antes de morir por una sobredosis del fármaco para la ansiedad Xanax, la misma droga que ‘se metía’ Michael Jackson. Todo un representante del viejo lema ‘Vive rápido y muere joven’.

Al Hurricane

Apodado ‘el padrino de la música de Nuevo México’ desarrolló un sonido que conectó las tradiciones hispanas con el Country y el Rock. Al Hurricane dio su último adiós el 22 octubre a los 81 años tras una larga batalla contra el cáncer de próstata.

Empezó su carrera cantando en el legendario restaurante chicano Old Town de Albuquerque en 1962, y en 1967 lanzó la rola ‘Sentimiento’, una triste balada que le escribió a su esposa y madre de sus cuatro hijos, canción que lo catapultó a la fama local. En 1969, durante un viaje a Colorado, sufrió un accidente automovilístico donde perdió el ojo derecho por lo que a partir de entonces tuvo que usar un parche, lo que se convirtió en parte de su estilo personal dándole una imagen inconfundible.

Algunos años después, una joven promesa de la música tejana llamada Selena Quintanilla descubrió sus composiciones tomándolo como inspiración para continuar con el legado del Tex-Mex y la presencia mexicoamericana en la radio estadounidense. ¡El puro barrio chicano, loco!

Kim Jonghyun

Apenas este 18 de diciembre otra muerte en el medio musical sorprendió al mundo entero y en especial al fandom de la música pop coreana o K-Pop, pues el cantante principal de la banda coreográfica-vocal SHINee, de 27 años, fue encontrado inconsciente en un apartamento en el este de Seúl, luego de suicidarse intoxicándose con unas barras de carbón que fueron encontradas prendidas en una sartén.

Jonghyun atravesaba por una crisis emocional justo cuando en el plano profesional se encontraba en un punto súper exitoso con su banda y en su proyecto como solista. Era un chico atormentado por la depresión sintiéndose además presionado por las exigencias de la industria pop, demonios que lo persiguieron al alcanzar la fama en toda Corea del Sur y Japón, el extraño mensaje que le dejó a su hermana unas horas antes de quitarse la vida así lo demuestra: ‘Por favor déjame marchar. Dime que lo hice bien. Última despedida’.

Su velorio masivo se llevó a cabo entre miles de fans, y las superestrellas de otras bandas conformaron el cortejo fúnebre, fueron 2 días de velatorio en el que las anécdotas, las lágrimas y las canciones de SHINee fueron los tristes protagonistas.

Al final del día y lo que nos queda de consuelo es que todos ellos seguirán vivos mientras alguien, en algún lugar del mundo, le siga dando ‘Play’ a alguna de sus rolas. ¡Descansen en paz!

Comenta ahora