ACMA2020/Getty Images for ACM

¿Por qué Taylor Swift regrabó su disco 'Fearless' y qué significa para su música?

facebook

twitter

whatsapp

Email

La cantante relanzará sus primeros seis discos, siendo 'Fearless (Taylor's Version) con el que abre esta etapa. Pero, ¿por qué lo está haciendo?

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Taylor Swift acaba de lanzar “Fearless (Taylor's Version)", la regrabación de su segundo disco con el que impulsó su carrera internacionalmente cuando tenía apenas 16 años sin saber que la disquera Big Machine Records le jugaría chueco con el control de los derechos de sus canciones.

Quizá sean las composiciones más inocentes de Taylor Swift , quien escribió dicho álbum en su adolescencia y con la esperanza de que su carrera despegara, pero sin tanta experiencia como la tiene ahora a sus 31 años, cuando opta por regresar al estudio para volver a captar seis de sus trabajos discográficos que marcaron su camino.

Sin embargo, esas mismas razones fueron las que a la par de su hambre de comerse al mundo, hicieron que firmara en su juventud con una disquera que no le dio la libertad de usar sus creaciones como ella quisiera a pesar de que eran sus propias composiciones.

¿Por qué Taylor Swift regraba ‘Fearless’ y sus otros discos?

En la industria musical, una parte importante de las ganancias viene de la comercialización de las canciones, como cuando escuchas “Shake It Off”, uno de los más grandes éxitos de Taylor Swift, en un anuncio en la televisión. El contrato que la intérprete firmó cuando era joven le daba solamente un pequeño porcentaje de esas ganancias y, cuando terminó ese acuerdo laboral con Big Machine Records, Taylor cambió a Universal Music.

Sin embargo, en 2018, Big Machine Records vendió el catálogo de los primeros seis discos a Ithaca Holdings, compañía propiedad de Scooter Braun, quien también es mánager de artistas como Ariana Grande o Justin Bieber. En aquel momento, Taylor Swift no fue ni siquiera considerada para tener la oportunidad de comprar las masterización de sus canciones, es decir, la grabación original de cada una de ellas.

Esto provocó una gran pelea pública entre Taylor, Big Machine Records y Scooter Braun por la forma en la que le quitaron la posibilidad de ser dueña de su propia música, algo que como artista y creadora debería de tener.

Con su llegada a Universal Music, Taylor Swift estableció un contrato en el que puede decidir qué hacer con todas sus canciones, excepto las de sus primeros seis discos que incluyen su primer álbum homónimo, “Fearless”, “Speak Now, “Red”, “1989” y “Reputation”, con éxitos tan enormes como “Love Story”, "You Belong With Me", “Blank Space” y muchos hits internacionales por ser propiedad de alguien más en términos legales.

Sin poder conseguir la biblioteca de canciones originales, las cuales están evaluadas en unos 300 millones de dólares, Taylor Swift optó por volver a grabar la propiedad intelectual que le ha dado su legado artístico, con la finalidad de recobrar el control para comercializar su trabajo como ella decida y obtener mayor porcentaje de ganancias si aparecen en películas, series, comerciales, colaboraciones o cualquier otra forma.

“Fearless (Taylor’s Version”)” ya fue lanzado en plataformas digitales/formato físico con todos los éxitos y algunos temas inéditos, por lo que sus fans ahora tendrán que escuchar estas nuevas grabaciones para que todo tenga sentido, pero conociendo a sus seguidores, apoyarán este movimiento que se convierte en algo histórico para su manejo como artista.

Las nuevas entregas se mantienen fiel a lo que Taylor compuso y grabó en 2008, tanto instrumental como en su vibra, pero sin duda, haciendo una comparación, el paso del tiempo ha traído madurez en la voz de la estadounidense, dándole mayor profundidad al material y la opción de que los fans oigan todos sus temas sin sentir culpa alguna por los malos tratos que recibió con su antigua disquera.