Juegkook recibió algunas llamadas "de broma" que preocuparon a ARMY.

BigHit

ARMY defiende a Jungkook tras las extrañas llamadas que recibió

facebook

twitter

whatsapp

Email

Los fans del integrante de BTS vieron su preocupación en una transmisión en vivo

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

ARMY ha posicionado el hashtag “#LeaveHimAlone” (“déjenlo en paz”, en español), haciendo referencia a Jungkook y es que el idol recibió algunas extrañas llamadas que lo preocuparon durante una transmisión en vivo.

El integrante de BTS se encuentra en Las Vegas luego de su participación en los premios Grammy y preparándose para sus próximas presentaciones del show Permission to Dance on Stage. Para aprovechar el tiempo, decidió hacer una transmisión en VLive para convivir con todo el ARMY.

Durante dicha participación se ve a Jungkook recibiendo una llamada al teléfono del cuarto de hotel, sin embargo, este queda perplejo durante la sesión en vivo porque le estaban marcando a altas horas de la noche y nadie contestaba, como si solo quisieran que solo levantara el teléfono.

Esta llamada “de broma” se repitió y generó un poco de miedo en jungkook e indignación entre el ARMY, quienes señaalron que el responsable podría ser un Sasaeng (término usado para referirse a fans que cruzan la línea y se vuelven acosadores). Por ello, han recurrido a una campaña en redes sociales para que dejen en paz a Jungkook.

La reacción de Jungkook a las extrañas llamadas que recibió

“¿Cómo recibo llamadas en este teléfono? el timbre es tan aterrador, lo odio .. ¿Cómo contesto?, ¿ presiono 1? ¿Saben qué debo presionar? miren la pantalla, también está rota,

“Me siento protagonista de una película de terror”, dijo durante su VLive Jungkook.

“Oigan, no hagan llamadas de broma, ¿de acuerdo? Es espeluznante; se me puso la piel de gallina”, agregó.

“Oye, estás viendo esta transmisión ahora mismo, ¿verdad? No gas llamadas de broma”, terminó por sentenciar Jungkook para que se detuvieran las extrañas llamadas en las que nadie hablaba por el otro lado.